Perfil de éxito: Jan Koum, creador de WhatsApp

Aprender del éxito de otros es imprescindible para el desarrollo y mejoramiento de nuestras cualidades, las cuales asegurarán un mejor desempeño en nuestras labores emprendedoras.

Adicional a esto, comprender que cualquier persona en el mundo puede ser exitosa, sin importar estatus socio-económico. Solo hace falta determinación y enfoque y hoy, te hablaré de una persona que desde lo más bajo surgió y se convirtió en una de las personalidades más jóvenes en dar el salto al peldaño de los millonarios.

Seguramente eres fiel usuario de la aplicación WhatsApp –y quién no- que ha revolucionado la manera en la que nos comunicamos con los demás. Su nombre deriva de un juego de palabras:

What’s up? Que se asemeja a ¿Qué hay?

-Y la abreviación en inglés de Aplicación, App

Es económica, fácil de usar y nos permite enviar y recibir mensajes de texto, imágenes, videos, notas de voz contactos y, con su nueva actualización, documentos.

Pero… ¿A quién le debemos este avance comunicacional?

De sobrevivir de caridad pública a multimillonario

El fundador de la aplicación de mensajería de texto, que pasó de ser un pobre hacker que vivía de la caridad publica a multimillonario, responde al nombre de Jan Kaoum.

La infancia de Kaoum transcurrió en una Ucrania de los 80’ que estaba bajo el yugo de la Unión Soviética, en donde las llamadas telefónicas eran monitoreadas por el gobierno.

“Uno de mis recuerdos más fuertes de esa época era una frase que usaba frecuentemente mi madre cuando hablaba por teléfono: “Esta no es una conversación para el teléfono. Te lo diré en persona”. El hecho de que no podíamos hablar libremente por el temor a que nuestra comunicaciones podían estar monitorizadas por la KGB es en parte una de las razones por la que nos mudamos a los Estados Unidos cuando era una adolescente», relata en una de sus tantas entrevistas.

Su adolescencia se desarrolló en Mountain View (California), donde su madre trabajaba como niñera y él trapeando pisos de una tienda. Por medio de enciclopedias de segunda mano, a sus 18 años de edad ya había aprendido todo lo referente a computación y se unió a un grupo de hackers llamados “w00w00”.

Cuando trabajaba como probador de seguridad informática, conoció a Brian Acton (en las oficinas de Yahoo!), a quien le encantó su sensatez, se lo llevó a trabajar a la empresa y se convirtió en su único ser querido cuando su madre murió de cáncer.

Fue en febrero del 2009 cuando nació WhatsApp Inc. y las dificultades iniciales de dinero y la poca receptividad casi lo hacen desistir, pero su amigo Acton lo animó y siguió. Con el tiempo los usuarios empezaron a enviarse mensajes como “me levanté tarde” o “estoy en camino”, y fue cuando descubrió que eso era lo que había inventado, un servicio de mensajería que al evolucionarlo resultó más barato y eficaz que los que ya estaban en existencia.

Para 2011 WhatsApp ya estaba en el top 20 de las aplicaciones y, según datos del 2015, supera los 900 millones de usuarios; y en febrero de 2014, el creador de Facebook, Mark Zukengber, anunció la compra de la compañía por 19000 millones de dólares, convirtiendo a Jan Koum en millonario a sus 38 años.

Como puedes ver, no necesitas ser una persona con un alto estatus social y económico para soñar y emprender. Tus buenas ideas, determinación y enfoque son los que te llevarán al camino del éxito.

Emprendedora y Periodista en constante aprendizaje y crecimiento.
Me encanta hablar de emprendimiento y éxito, ¿por qué? #PorquePuedo

Comentarios

Suscríbete a nuestro boletín

Suscríbete a nuestro boletín

Recibe nuestras mejores publicaciones en tu correo electrónico

You have Successfully Subscribed!