¡Pensamientos tóxicos que debemos eliminar!

¡Pensamientos tóxicos que debemos eliminar!

¡Pensamientos tóxicos que debemos eliminar!

Las palabras tienen poder, al igual que nuestros pensamientos. Un pensamiento es una idea que se produce en nuestra mente y por medio de ésta podemos atraer aquello que vislumbramos.
A estas alturas, es algo que todo el mundo debería tener conocimiento. Nuestros pensamientos y palabras determinan nuestra realidad. Por ello, hay que tener mucha precaución con lo que pensamos o expresamos.

¡Elimínalos mientras puedas!

  • Pensar que eres una víctima

Es decir, quejarte por todo y echarle la culpa a los demás o a las circunstancias. Puede que no te guste lo que te está pasando, pero culpar a los demás no va a solucionar nada. Es hora de hacerte responsable de tu vida y de tus decisiones, y de poner manos a la obra para hacer los cambios que de verdad quieres. Y no, no es fácil. Ni para ti ni para nadie.

  • Pensar que puedes cambiar a otras personas

En esto caemos todos en algún momento u otro y por distintas razones, pero es frustrante e inútil. Tú puedes ayudar a cambiar a alguien que esté dispuesto a hacerlo, pero quien no quiere cambiar o ni siquiera es consciente de que puede hacerlo no va a hacerlo por más que tú te empeñes.

Es difícil de asumir pero hay que aceptar a las personas exactamente como son y ayudarlas en lo que te pidan o servirles de inspiración cambiando tu para que encuentren esa motivación.

  • Resistirte a la realidad

Hay muchas cosas que puedes cambiar: puedes cambiar de trabajo, mejorar tu aspecto físico, aprender algo nuevo, etc. Sin embargo, también hay cosas que no puedes cambiar: no puedes cambiar que tu jefe no sea como tu quieras, no puedes cambiar que vaya a llover, o tener que pagar la hipoteca o impuestos…

Hay muchas cosas que tu directamente no puedes cambiar, pero puedes aceptarlas en vez de resistirte y eso hará que estés más relajada y que puedas tomar mejores decisiones al respecto.

  • Resistirse a algo es muy frustrante y te puede hacer muy infeliz

Tienes dos opciones: aceptarlo y seguir adelante o cambiar (tu o tus circunstancias).

  • Pensar que las cosas son siempre mejores o más fáciles para los demás

Esto también es muy típico. Las personas que han conseguido lo que quieren no lo han tenido fácil. Todo cuesta y da igual que seas más rico, más guapa, más delgada, morena, rusa, madre o soltera. Cada situación tiene sus pros y sus contras, unas cosas te resultarán más fáciles y otras más difíciles.

  • Preocuparte por lo que piensan otras personas

Sinceramente yo pienso que esto es inevitable, al menos en cierta medida. Una cosa es aceptar que te preocupe y otra muy distinta dejar que limite tu vida.

  • Pensar que tu pasado determina tu futuro

Que hayas cometido un error en el pasado no quiere decir que tu vida se haya acabado para siempre y que no puedas hacer las cosas de otra forma. El pasado, pasado está y siempre tienes la oportunidad y el derecho de empezar de nuevo. La tuviste ayer, la tienes hoy y la tendrás mañana. Como casi todo en esta vida, es tu elección…

Recuerda: tus creencias y pensamientos influyen en tu actitud y, por tanto, en tus resultados y satisfacción.

Emprendedora y Periodista en constante aprendizaje y crecimiento.
Me encanta hablar de emprendimiento y éxito, ¿por qué? #PorquePuedo

Comentarios

Suscríbete a nuestro boletín

Suscríbete a nuestro boletín

Recibe nuestras mejores publicaciones en tu correo electrónico

You have Successfully Subscribed!

Pin It on Pinterest

Shares
Share This